Málaga Industrial              1800-1900
 
En el siglo XVII, el vino y las pasas eran los productos que ocupaban la preeminencia de las exportaciones malagueñas y, por tanto, constituían la principal fuente de ingresos. En el ramo textil destacaba la seda, muy ligada a los moriscos. Socialmente el estamento aristocrático se vio incrementado por los procesos de "refeudalización" producido por la venta de señoríos, a la vez que acaparaba los altos cargos con la implantación de la nobleza
El arco selvático que rodeaba Málaga fue decreciendo por la tala masiva que en este periodo se produjo, se roturaron las tierras y el cultivo de la vid sustituyó a encinares y alcornocales, quedando la ciudad desprotegida de los aluviones. 
. Fue una ciudad pionera en la península con el inicio de la Revolución Industrial, llegando a ser la primera ciudad industrial de España, y a mantener después el segundo puesto tras Barcelona durante años, conocida como la ciudad de las chimeneas.
http://www.malagahistoria.com/malagahistoria/decimononico.html


Será ésta la época de las grandes familias burguesas malagueñas, algunas de ellas con influencia en la política nacional. Sobresalen la familia Larios, el político conservador Cánovas del Castillo, el industrial Manuel Agustín Heredia, los Loring, el Marqués de Salamanca,..

martin larios  y herrero
 1Marqueshttp://www.larios.com/historia-casalarios.htm

Bajo la influencia de éstos, Málaga tiene ya dos sectores bien definidos, ambos enclavados fuera del centro de origen medieval: en el extremo occidental el paisaje urbano empieza a configurarse influenciado por la actividad industrial, mientras que en el otro extremo de la ciudad empiezan a aparecer villas y hoteles. Con la desamortización y el derribo posterior de viejos edificios eclesiásticos, la ciudad ganaría nuevos espacios para su crecimiento.
A partir de
1834 la ferrería de Manuel Agustín Heredia, la Constancia, entran en una fase de gran actividad, que las llevaría a situarse en poco tiempo a la cabeza de la producción nacional de hierro. Las actividades mercantiles también tuvieron un importante incremento. El sector textil experimentó un inusitado desarrollo debido a la familia Larios. Otros nombres extranjeros destacan en Málaga: Loring, Huelin, Crooke, Sáenz, Gross, etc.

gross

Don Manuel Domingo Larios 2ºMarqueshttp://www.larios.com/historia-casalarios.htm

Eduardo Huelin Reissig

industrial


La desamortización de Mendizábal en 1836 dio un nuevo empujón a la modernización de la ciudad. La proliferación de conventos y otras propiedades eclesiásticas había sido tal desde la conquista que, al finalizar el siglo XVIII, la cuarta parte de las propiedades urbanas, limitadas por las antiguas murallas, pertenecía a órdenes religiosas o fundaciones afines.
Con la desamortización se derribaron muchos de estos inmuebles y en su lugar se levantaron nuevos edificios o se abrieron calles o plazas.

Por este procedimiento vemos como el convento de San Pedro de Alcántara se convierte en plaza del Teatro y el convento de San francisco da lugar a la plaza de su mismo nombre, uno de los parajes más refinados de la ciudad del siglo XIX, al instalarse allí el Liceo y la Sociedad Filarmónica.No quedan aquí las transformaciones urbanísticas habidas en esta época. No vamos a entrar en un análisis exhaustivo de ellas, pero sí queremos destacar las que por su importancia, lo merecen.La calle del Marqués de Larios se abrió en el período 1880-1891, bajo la dirección del arquitecto Eduardo Strachan.

El desarrollo industrial alcanzado en la primera mitad del siglo había sido importante. Hacia 1850 Málaga era la segunda provincia industrial de España, después de Barcelona. Los sectores siderúrgico y textil habían generado a su alrededor gran número de pequeñas industrias auxiliares: fábricas de jabón, de curtidos, de pintura, de cerveza, de salazones, serrerías de madera, alfarerías, tejares,

mas..>

Juan Álvarez de Mendizábal

Caleta

La mencionada Hermandad de Viñeros subsiste en su faceta gremial en lo que hoy es el Consejo Regulador y en su faceta religiosa en la MUY ILUSTRE ANTIGUA Y VENERABLE Hermandad Sacramental de Ntro. Padre Jesús Nazareno a Viñeros, Ntra. Señora del Traspaso y Soledad de Viñeros de San Lorenzo Mártir.


En 1806, por Real Cédula, se crea la Casa y Compañía de Comercio de Viñeros de Málaga, en la que "para precaver en lo posible la adulteración de los frutos que expida la Compañía se pondrán sobre las vasijas, caxones o fardos que los contengan, marcas difíciles de falsificarse. Se elegirán dos personas inteligentes  que cuiden de que los vinos adquieran la perfección que son susceptibles".

Malaga_Dimensiones.html

la malagueta 1874

altos Hornos acero

la constancia 1834

manuel agustin heredia

2000 operarios

la constancia

Fabrica Textil

Industria malagueña 1846

ferreria La concepcion Marbella

fabrica textil larios

la Aurora

exposición PROVINCIAL 1862

que visitó Isabel II

puerto

Julia y Trinidad Grund

JORGE E. LORING Oyarzabal

fabrica de la luz “la inglesa”  Electriicity company limited 1896

ALTO HORNO El Angel 1841 El MARTINETE

CERVEZAS gaseosas y hielo EL MEDITERRANEO 1900

calle rosal 1

DE JOSE ANTONIO 1960

1863
1887
1487
SIGLO XXSiglo_XX_2.htmlSiglo_XX_2.htmlshapeimage_20_link_0

1950-2000

estacion de ferro-carriles andaluces

Fabrica Textil Industria malagueña

en la carretera a Cádiz por san andrés

faeneras de casa bevan

fabrica textil larios La Aurora

actual plaza de la solidaridad

en las proximidades del Puerto de Málaga, albergaba a mediados del siglo XIX la mayoría de los almacenes, donde se preparaban para la exportación las pasas moscateles, los higos panetes, los vinos moscatel Pedro Ximen, las almendras, la naranja amarga para las confituras inglesas y tantas otras delicias tan apreciadas en todo el mundo como los mejores postres de Navidad.

Esta actividad era febril en el mes de Octubre, tanto más cuanto más próxima era la llegada de los navíos que habían de transportar la mercancía.Los frutos procedían principalmente de la Axarquía, donde el generoso  sol del otoño había evaporado su humedad y les había dado el punto de dulzor que tanto estimaban los paladares extranjeros, llevando el nombre de Málaga  a todos los rincones del mundo: “Malaga Traubenrosinen”, “Raisins Secs Muscatel Malaga”, “Finest Malaga Muscatel Raisins” , eran algunas de las tarjetas de presentación de nuestras afamadas uvas moscateles.

PASAS ALMENDRAS Y AZAFRÁN CALLEJONES DEL PERCHEL

LA VENDEJAhttp://palabraria.blogspot.com/2008/01/vendeja.html

Casi próximo, Conservas Santa Rosa, resto de la que fue importante industria conservera de Diego Martín Caballero, el primero que en Málaga comercializó los boqueroncitos fritos manojados al vacío en envases de hojalata. Conservas Santa Rosa inundó el barrio de los últimos aromas procedentes de la industria que dio origen al barrio. En ella trabajaban docenas de mujeres y su fábrica abastecía no sólo a la ciudad, sino a gran parte de la región y otros muchos mercados provinciales de España. Entre Cerezuela y Matadero Viejo, la muy activa Gráficas Alcalá, en la que a diario nacían prodigios litográficos que más tarde se enmarcaban para el adorno interior de viviendas populares y aun cultas, dada la excelencia de sus trabajos y la inspiración y arte de los pintores y dibujantes que los realizaban. También en el pasillo de Santo Domingo, los talleres de Juan Gallego Gallego, que en su tercera generación de los del mismo apellido allí mantuvo sus instalaciones hasta que en 1970 se traslada de lugar al crear la Factoría Naval de Málaga, S. A. Paisaje abigarrado de industrias, comercios, establecimientos y viviendas particulares, todavía destacaba por su actividad la Fábrica de Curtidos de Fernández Requena, que ocupaba, como decenios más tarde se demostró, la parte más artística del desamortizado Convento de Santo Domingo. Los Franquelo tuvieron en la calle Don Iñigo su fábrica de Cerveza Victoria, la que generalmente se consumia en la ciudad y que hizo popularísimo el logotipo del ciudadano orondo, de traje blanco y canotier que, enjugándose la cara por el calor, se refresca con una de aquellas botellas que la hicieron famosa.

el obrador-confitería de La Imperial, que tenía su entrada por el actual Mercado Municipal del Carmen  Y la fábrica de caramelos de E. López, en calle Cuarteles, o la Jabonería de Silva, o, simplemente, la casa donde vivieron Pepe Mena y el pintor Manolo Garvayo.   Percheleros fueron negocios de vinos y telares de la Casa Larios. En calle Constancia estuvieron sus bodegas locales durante decenios, y en la finca La Aurora, además de existir como metáfora muy distinguida de la familia del mismo apellido su famosísima «estufa» gran vivero de aclimatación de plantas de todos los continentes con gigantesca cúpula acristalada, existió la primera fábrica de hilados de la historia de Málaga, que más tarde aumentó su producción en la Industria Malagueña

Bevan, apellido de origen norteamericano, es muy antigua en Málaga. El comprador de la casa, Roberto Bevan, no fue el primero de los de la misma saga familiar en llegar a nuestra ciudad: antes que él lo hizo su bisabuelo materno, Joseph Crosby, con cuya hija, Luisa, casó John Bevan. Antes que Roberto también recaló en nuestra ciudad su hermano Warren, que después de realizar negocios con el padre de ambos, John, volvió con él a sus territorios de origen quedando al frente de los negocios malagueños Roberto

locomovil

LA faenahttp://www.campodebenamayor.es/vinedos-en-malaga/

en la calle Don Cristian

La Constancia

playa San Andrés

fabrica cervezas victoria

callejones del perchel

artes gráficas alcalá

calle cerezuela

fundición GAA

arroyo del cuarto

Callejón de Casa Blanca

1
2
2
3
3

minas de hierro Marbella

4
4
4
5
5
6
6
7
7
8
8
9
9
11
11
13

fabrica del Azucar la malagueta 1857 antes del gas

13
14

Altos Hornos y La quimica de Heredia 1847

Fabrica de esencias de Limón canales 1847

14
14
15
15
16
16
1
2
3
17

Fabrica de Cristales somera 1862

18

Fundición Trigueros 1853 Huerta de Cappa  Plaza de toros vieja

18

ferreria San Ramón 1851

19
19
17
Jardines aclimatación general abadia explanada estaciónhttp://malagapersonajes.blogspot.com/2011/01/francisco-javier-abadia-militar.html
20
20

fabrica del gas

21
21
5
21
15
17

Fábrica de Chocolate la Riojana 1857

10
10
3
21
3

Fabrica de azucar la concepcion 1862

12
12

fabrica jabon san antonio 1864

22
22

fabrica de fundición la victoria 1873

23
23
14

fabrica de harinas rosado 1876

24
24
24

fabrica de fundición la esperanza  heaton and bradbury  huelin 1878

30

fabrica de harinas briales 1908

bodegas scholtz 1880

26
25
25
26

destilerias Jimenez y lamothe 1880

27
27

Aceitera malagueña 1902

28
28

fabrica de harinas N:SRA del rosario c/ cuarteles 26 1905

28
28
29

fabrica de oxido rojo la victoria c/ velasco 1905

29

fabrica de colores la perseverancia

27

1920 -1930  HIJOS DE  A. RAMOS

CARTEL PUBLICITARIO DE LA CASA MALAGUEÑA COMERCIAL ADOLFO PRIES & Ca A PRINCIPIO DEL SIGLO XX.

CASA  FUNDADA EN  1812  POR  FRANCISCO RAMOS  TELLEZ

COMPANIA  VINICOLA  E  .VAN  DULKEN  Y  COMPAÑÍA  1925 - 1936

ETIQUETA DE LOS FRUTOS SECOS ENVASADO POR LA CASA GROSS HERMANOS A PRINCIPIO DEL SIGLO XX

F Ramos tellez premio 1900 en paris

PUBLICIDAD DE LA INDUSTRIA CONSERVERA MALAGUEÑA GROSS HERMANOS DE PRINCIPIO DEL SIGLO XX , EN LA QUE SE ALUDE A LOS BOQUERONES FINOS DE MALAGA.

30

fabrica de tejares santa ines 1881

31
31

azucarera del guadalhorce 1881

32
32

fabrica del petroleo la concepción 1884

33
33

fabrica de acido sulfurico la trinidad1884

34
34
33
34

bodegas de Ramón tellez 1890

35
35
35

fabrica de toneles la albión  edwin plews

c/calatrava 1894

36
36

fiat lux Siemens electrische betrieve “la alemana” san rafael 1897

37
37

fundicion la union

manuel ojeda pacheco 1899

38
38

fabrica de harinas san simon  de simon castel 1906

39
39
39

fabrica de esencias la victoria ,heinze santa paula 1907

40
40
40
33
34
38
30

la fabril malagueña

espildora 1907

41
41

vidriera malagueña hermann el molnillo 1907

sociedad iberica de superfosfatos 1909

41

la fabrica del cemento 1914

metalgraf española lapeira  c/ gongora 1918

41
42
42

las fabricas y la ciudad (Málaga 1834-1930)

guillermo heredia garcía

virginia lorente fernández

El segundo tercio del siglo XIX fue para Málaga una época brillante y próspera, de gran dinamismo económico, merced a la reactivación de sus tradicionales actividades mercantiles y un despliegue industrial que la va a situar en los primeros puestos de España en lo que a actividades manufactureras se refiere. La capital y algunos puntos de la provincia experimentaron notables transformaciones de signo modernizador. Numerosos viajeros que durante estos años llegaron a esta tierra dejaron constancia de los cambios aludidos y creyeron que el progreso económico había echado raíces en el Sur peninsular.

Al compás de las transformaciones económicas de la era isabelina, la sociedad experimentó cambios. El fortalecimiento de la burguesía, la formación en el seno de la misma de una oligarquía que controlaba todos los resortes de la vida económica y social y la aparición de un proletariado fabril fueron los rasgos más relevantes. El crecimiento de la población determinó, por otra parte, una expansión del espacio urbano y modificaciones en su estructura.

La presencia de los grandes centros fabriles determinó la aparición de una ciudad industrial y obrera en la margen derecha del río Guadalmedina, separada de las zonas burguesa y residencial del centro y del este.

Con una economía en expansión todos los sectores necesitaban de un apoyo firme que no fuera el de los prestamistas y en 1.854 se consiguió crear el Banco de Málaga, aunque se configuró como un instrumento de los grandes capitalistas de la ciudad y la provincia, bajo cuyo control estuvo en todo momento.

Un excelente punto de observación de la Málaga industrial, agrícola y mercantil de la que hablamos la constituye la exposición celebrada en la capital provincial en 1.812.

1856 se crea el Banco de Málaga, con la capacidad de emitir billetes, pero en 1874 es absorbido por el recién creado Banco de España. La Cámara de Comercio de Málaga fue creada en 1886, pero cuenta con los antecedentes de los consulados marítimos y terrestres.

En transporte y comunicación se desarrolló sobretodo el ferrocarril con líneas como: Málaga-Álora, Málaga-Cártama, Málaga-Córdoba.

En este siglo hubo tres exposiciones provinciales donde se mostraron productos agrícolas e industriales. La más importante fue la de 1862, que visitó Isabel II. De 1860 a 1865 se construyó el ferrocarril Málaga-Córdoba y a finales de siglo se pone en funcionamiento el tranvía.

40
33
34
38
30
41

El crecimiento de la población determinó, por otra parte, una expansión del espacio urbano y modificaciones en su estructura.

La presencia de los grandes centros fabriles determinó la aparición de una ciudad industrial y obrera en la margen derecha del río Guadalmedina, separada de las zonas burguesa y residencial del centro y del este.

Bodegas Larios

Calle Constancia

Bodega La Aurora

Larios

11

Bodega La Aurora

Larios

11

Uno de los nuevos aspectos industriales de nuevo cuño lo detenta la minería del carbón. Esta, con su vinculación al desarrollo del ferrocarril y a la inversión de capital extranjero, queda caracterizada como una de las actividades económicas más peculiares en la España del XIX.

La Cuenca del Guadiato, presenta aspectos de gran interés a lo largo del último tercio del siglo XIX y principios del XX que hacen que la provincia de Córdoba sea la segunda en importancia durante dicho periodo, en especial debido al aliciente de los ferrocarriles que dieron paso a las primeras sociedades dignas de tal nombre. La Fusión Carbonífera y Metalífera de Bélmez y Espiel, fundada en 1858 que reunió intereses de numerosos pequeños propietarios y sobre todo la Houillere et Matalurgique de Bélmez, constituida en París en 1865.

De modo más concreto, las esperanzas cuajaron a partir de abril de 1868, fecha de la apertura al público de la línea férrea de Bélmez al Castillo de Almorchón, que permitió conducir sin transbordos, aunque dando un gran rodeo de 400 km por Ciudad Real y Manzanares, el combustible a las fundiciones de plomo de Linares. Gracias al nuevo medio de transporte, la producción carbonífera saltó de 23,709 toneladas en 1867 a 79.457 toneladas en 1868, situando definitivamente a Córdoba en segunda posición dentro de España, a costa de Palencia.

Pero si la cuenca carbonífera de Bélmez y Espiel no adquiere enorme importancia hasta el último tercio del XIX. A partir de estas fechas las denuncias de nuevas explotaciones se suceden casi ininterrumpidamente y aparecen las primeras sociedades que irían poco a poco absorbiendo, mediante fusión de empresas, las diversas plantas carboníferas.

Así en los últimos años de la década de los setenta, sólo tres sociedades controlan más del ochenta por ciento de la propiedad minera: Bética-Manchega-Vizcaína, Loring-Heredia-Larios y la Sociedad Hullera y Metalúrgica de Bélmez. El resto de los propietarios tienen escasa importancia.

La sociedad minera Loring-Heredia-Larios, estaba integrada por miembros del alto empresariado malagueño de la época, esto es, las sociedades Loring Hermanos, Hijos de Manuel Agustín Heredia y Martín Larios e Hijos.

El objetivo de la sociedad era la búsqueda de energía, de gran importancia para revitalizar la siderurgia que a partir de 1860 entra en crisis, al no poder competir con el norte de España que, si en el segundo tercio del siglo se había visto retrasada con respecto a la andaluza como consecuencia de las Guerras Carlistas, en estos años incrementa sus producciones.

El 31 de julio de 1869 suscriben contrato de arrendamiento por veinte años de todos los bienes y derechos que la Carbonera Española tenía en la Sierra de Córdoba y en otras zonas de la provincia, pero con una cláusula por la que tenían opción a comprarlos en los cinco primeros años de arrendamiento. Sin embargo, no es hasta 1877 cuando se realiza la escritura de venta, figurando como representante de la junta administradora de bienes de la Carbonera Española el Duque de Veragua y siendo el precio estipulado en la transacción de medio millón de reales y anejo un crédito hipotecario a favor del conde de Torres Cabrera de un millón doscientos mil reales. Figura también en la escritura una renta perpetua sobre el carbón, hierro y plomo que se extrajera.

Cumplidos los compromisos financieros Loring-Heredia-Larios se convierte en la mayor propietaria de la cuenca hullera y son herederos de la mayoría de bienes y minas de la antigua Fusión al recoger todos los derechos derivados de los contratos públicos y privados realizados entre los promotores de la Fusión y diversos propietarios de minas. El total de minas de carbón son 101, ubicadas en los términos de Bélmez y Espiel, con mayor productividad en las minas Cabeza de Vaca y Santa Elisa. Además, poseen en propiedad 66 minas de plomo repartidas por los términos de Fuenteovejuna (20) Conquista, Villanueva de Córdoba, Villanueva del Duque, El Viso. Montoro(8), Villafranca, Córdoba, Lucena (8) y Hornachuelos (17).

Un aspecto de bastante trascendencia en la vida de Jorge Loring fue el desarrollo del ferrocarril y su entronque con los diferentes sectores económicos. El primero de ellos, en cuya formación estuvo presente Jorge Enrique como portavoz de la sociedad encargada de su implantación, fue el que unía la ciudad de Córdoba y Málaga. Su estudio pormenorizado ha sido dilucidado por diversos historiadores que se han preocupado del tema, autores como Tortella, Nadal y, especialmente, Morilla, han investigado sus causas, avatares y sentido económico de tan magna empresa.

No fue esta la única sociedad del ferrocarril en la que estuvo vinculado Jorge Loring. En 1877 nace la Compañía de Andaluces de la mano de Loring y La Gandara, quienes adquirieron en 1876 el ferrocarril Utrera.Morón-Osuna por 240.000 libras esterlinas y obtuvieron en el mismo año la concesión de Osuna La Roda.

En 1877 se fusionan las compañías de Córdoba a Málaga y la de Sevilla a Cádiz, lo que, unido a las gestiones de Jorge Loring con todos los que entonces entendían en los asuntos de ferrocarriles, da pie a que con la intervención de capital francés se formalice dicha Compañía de Andaluces.

Así en principio la Compañía de Andaluces estaba formada por las lineas de Sevilla-Jerez-Cádiz-Utrera-Morón-Osuna-La Roda y Jerez-Sanlúcar-Bonanza. Un total de 312 kilómetros y 181 metros a los que había que asociar los correspondientes a la línea Córdoba Málaga y las perspectivas de ampliación con las nuevas líneas Marchena-Ecija y Córdoba-Bélmez, con minas de carbón para el propio abastecimiento de las locomotoras.

También intervendría en líneas de ferrocarril en Almería y la línea Alicante Murcia

No obstante, durante el reinado de Isabel II, España se modernizó notablemente gracias al tendido de muchas líneas de ferrocarril, siendo la primera en la península la que conectaba Matarócon Barcelona. Sin embargo, la creación de la red ferroviaria sirvió a muchos personajes de la clase dominante para enriquecerse, como la madre de la propia Reina, María Cristina, o el Marqués de Salamanca, un banquero malagueño que no sólo obtuvo con la aquiescencia de la Corona y el Parlamento toda una serie de concesiones (129 millones de subvención en 1853–1854), sino que, al mismo tiempo, vendió al gobierno la líneaMadridAranjuez por más de 60 millones y la volvió a recibir de éste en arrendamiento, sin licitación previa, por un millón y medio al año, que nunca llegó a pagar.

Los procesos migratorios de finales del XVIII y comienzos del XIX, serán determinantes en este grupo de empresarios.

Un primer grupo de inmigrantes llegan durante el reinado de Carlos III, atraídos por el floreciente comercio de nuestra ciudad, basado principalmente en la sobreexplotación de la vid en nuestras tierras: vino, uvas y pasas, que junto con los limones, constituyen la riqueza agrícola malagueña. De los nuevos habitantes, procedentes de Inglaterra, Francia, Italia, Alemania, Estados Unidos, etc., tienen especial interés en estas páginas, Jorge Loring, padre y Tomas Livermore.

 

Los Loring, procedentes de Massachussetts se asentaron definitivamente en nuestra ciudad a comienzos del siglo XIX, interviniendo de manera activa en innumerables transacciones comerciales.

De una familia de seis hermanos (Elijah, Jonás, Benjamín, Jorge, María y Lidia), tan solo uno de ellos, Jorge Loring, fue el pionero que atravesó el Atlántico en pro de la fortuna, llegando a Málaga y estableciendo relaciones comerciales, casi exclusivamente con los Estados Unidos, en especial con Bostón y Baltimore, donde su hermano mayor actuaba como representante.

En pocos años la acumulación de capital va en aumento, y en 1817, fecha en que contrajo matrimonio, su capital ascendía a 455.605 reales de vellón. Fruto del matrimonio con María del Rosario Oyarzábal fueron siete hijos (José Jorge, María del Rosario Josefa, Jorge Enrique, Elisa Carolina, Adelaida Matilde, Eduardo Ricardo y Georgina María). Con su hijo mayor, José Jorge, y su cuñado, Juan Oyarzábal como socios colectivos, fundan la sociedad Jorge Loring y compañía.

Tomas Livermore procede de Gran Bretaña. Según la profesora Villar García, los lugares de origen se localizaron tanto en Inglaterra como en Escocia e Irlanda, en puntos costeros: Por tratarse de ciudades costeras y por la dedicación profesional al comercio que los ingleses residentes en Málaga mantuvieron a lo largo de los años que van de 1765 a 1817, podemos decir que la emigración inglesa estuvo influida más que en ningún otro caso por razones de lucro.

De manera que Tomas Livermore Page, abuelo materno de Amalia, llegó a nuestro país procedente de Halsted (Essex) y tras haber residido un tiempo en Sevilla y luego en Carmona, donde conoció a la que sería su futura esposa, Petronila Salas, hija de un comerciante de pieles, llegó a Málaga , estableciendo un negocio de curtidos.

Su residencia fue la casa nº 44 de calle Álamos, lugar en el que todas las noches acudían amigos de la familia para distraerse con un rato de tertulia y algún que otro baile, en los que disfrutaba las seis hijas del matrimonio.

A una de estas tertulias acudió un importante personaje, Manuel Agustín Heredia, fruto de un segundo proceso de inmigración.

Los Livermore habían tenido un total de ocho hijos, dos chicos, Tomas Joaquín y John, y seis chicas: Ana, Isabel, María Dolores, Josefa, Matilde y Petronila, pero los dos hijos morirían siendo niños.. Sus hijas, sin embargo, con sus matrimonios, dieron a su padre unos nuevos hijos que sentirían el mismo interés que él por el mundo de los negocios: Juan Bryan, Manuel Agustín Heredia, José de la Cámara, Martín Heredia y José Salamanca, solo Estebanez Calderón sería la excepción.

El denominado movimiento migratorio Norte Sur, que tuvo también como destino la ciudad de Málaga, junto con otras ciudades andaluzas, destacando el gran número de cameranos y riojanos, como los Heredias, los Larios, etc. Llegarían a nuestra ciudad, a principios del XIX, atraídos por motivos similares a los extranjeros y huyendo de situaciones de crisis en sus lugares de origen.

Aunque la ciudad cuenta con un comercio digno de tenerse en cuenta, no tiene ni mucho ni menos aquel brillo mercantil que le dio forma a fines del S. XVIII y casi todo el S. XIX. A comienzos del XX la enseñanza primaria - la secundaria es insignificante y la universitaria no existe en Málaga- está plagada de déficits: faltan edificios escolares, puestos y maestros, a principios de siglo hay cambios importantes en Málaga como son la circulación de tranvías en la ciudad y la puesta en funcionamiento de la Hidroeléctrica del Chorro, que surte de energía eléctrica.

“caminito” del rey

hidroeléctrica

Célula de Isabel La Católica para promover la creación de Mesones

2010....

Malaga_Dimensiones.html

TRABAJADORES CASA BEVAN

puerta inauguración larios 1891

parque

Real Célula para la Promoción Hostelera


A mi es fecha relacion que algunas personas de las que estan avezindadas e se vienen a avezindar a esa cibdat de Malaga, quieren fazer fuera de la dicha cibdat e enlos arravales della mesones para rescebir e ospedar los mercaderes e viandantes que a ella vienen, e que fasta aquí vosotros no les aveys dado licencia para ello; e que en se hazer los dichos mesones es pro y bien de la dicha cibdad e de los que a ella vienen, yo vos mando que aquí adelante deys y señaleys sytyos e logares fuera de la dicha cibdad e en sus arrabales a los vezynos de la dicha cibdat para que puedan fazer e fagan dello el numero de mesones que a vosotros bien visto fuere, ca a los que ansy vosotros señalaredes sytyos para hazer los dichos mesones fuera de la dicha cibdat, yo por la presente se los señalo e les doy licencia que los puedan hazer e hedificar


ISABEL LA CATÓLICA

Siglo_XX_2.html
Siglo_XX.html
SIGLO XXSiglo_XX.htmlSiglo_XX_2.htmlshapeimage_154_link_0

1900-1950

1950-2000

A mediados de los años sesenta empezó a resquebrajarse la prosperidad alcanzada en la mitad del siglo. La siderurgia entra en declive. El comercio decae sensiblemente, la agricultura se resiente en un primer momento y más tarde, en los años ochenta, queda arruinada por los devastadores efectos de la filoxera, que arrasa el viñedo

En la etapa final del siglo se produce un descenso general de las actividades económicas, observándose incluso una disminución de los efectivos demográficos, tanto en la capital como en el conjunto de la provincia.

La grave crisis que afectó a la provincia de Málaga en los últimos decenios del S. XIX, con sus secuelas de pérdida de empleo, hundimiento de empresas y descenso general de las actividades económicas llevó a muchos malagueños a buscar otras fuentes de riqueza que sustituyeran las desaparecidas. Algunas personas vieron en el turismo una alternativa que podría proporcionar importantes beneficios; aunque la idea de que Málaga podía sacar partido a su privilegiado clima estuviera extendida entre sus habitantes, hasta la crisis de fin de siglo no surgieron verdaderas iniciativas de convertir Málaga en una estación turística.

Las iniciativas se cristalizaron en la creación de la Sociedad Propagandística del Clima y Embellecimiento de Málaga en 1897.

Las repercusiones de la crisis económica se dejaron sentir con fuerza sobre los sectores sociales más vulnerables. Jornaleros agrícolas y pequeños campesinos, en el mundo rural, y obreros industriales y artesanos, en el ámbito urbano, fueron los más perjudicados. Muchos malagueños emigraron al otro lado del océano en busca de mejores condiciones de vida.
El avance de las organizaciones obreras y el aumento de la conflictividad laboral son también indicadores del clima de tensión social imperante en la etapa final del siglo. La agrupación Socialista Malagueña nació de un Ateneo Obrero fundado en 1.885 por Rafael Salinas Sánchez, a quien hay que considerar como el apóstol del socialismo malagueño.

Oligarquía y caciquismo son los términos que han servido para definir al régimen político instaurado en 1.875, cuyo principal inspirador fue el malagueño Antonio Cánovas del Castillo.
En Málaga, como en otras muchas provincias, los partidos dinásticos ejercieron un férreo control de la vida política, sin que los grupos de oposición, republicanos y socialistas, consiguieran romperlo.
La primera etapa de la Restauración se caracterizó por un recorte general de libertades y fuertes medidas de control sobre organizaciones republicanas y obreras. La prensa fue objeto de un severo control. Se prohibió atacar a la monarquía y defender otros sistemas de gobierno, con advertencias de severas penas a los infractores. Así se convirtió en el vehículo a través del cual se expresaron las ideas políticas.
Fue un acontecimiento exterior, la guerra de 1.898, el que desencadenó la primera crisis del sistema. El fin de siglo estuvo marcado por la pérdida de los últimos restos del imperio colonial español: Cuba, Puerto Rico y Filipinas.


La siderurgia andaluza acabó desapareciendo por la competencia que representó la siderurgia asturiana. El predominio de la siderurgia asturiana en el período reseñado se debe a reducción de los costes que suponía la proximidad a los yacimientos de hulla.


Rafael Salinas Sánchez

La decadencia de la ciudad se inició a partir de 1880 la crisis hace cerrar las fundiciones malagueñas, y acompañada por la plaga de filoxera que hundió al viñedo malagueño. La crisis se ahondaría aún más en las primeras décadas del siglo XX. El abandono de estas fincas trajo consigo una fuerte deforestación de las laderas en las que se cultivaban las viñas en terrazas, lo cual al cabo de un tiempo causó un incremento de las avenidas de agua en caso de grandes lluvias en los cauces de los arroyos y ríos cortos de prácticamente toda la zona costera. Este problema provocó muchos desastres y muertos hasta bien entrado el siglo XX.

Ésta grave crisis y sus secuelas (pérdida de empleo, hundimiento de empresas y descenso general de las actividades económicas), llevó a muchos malagueños a buscar otras fuentes de riqueza que sustituyeran las desaparecidas, promoviéndose el turismo, fundándose la Sociedad Propagandística del Clima y Embellecimiento de Málaga, en 1897, antecedente lejano de la revolución turística de los años 50.

jose de salamanca marques de salamancahttp://es.wikipedia.org/wiki/Jos%C3%A9_de_Salamanca_y_Mayol
Pablo larios de las Herashttp://www.colebenyamina.org/cole/salidas/iti_multidisciplinar/paradas/parada6/historia/personajes/larios/larios.htm

Su constitución se realiza el 13 de marzo de 1856 y llevaría a término, entre otras cosas, las funciones de emisión, giros, descuentos, préstamos y depósitos, sujeto para ello a unos estatutos de 58 artículos y con un capital social de 40 millones de reales representados por 20.000 acciones de 2000 reales cada una. Su distribución entre los grandes financieros era la siguiente: Heredia 750 acciones. Larios 650 acciones., Loring 150 acciones

Crooke

Felix Saenz

Jorge Loring fue el prototipo de burgués culto y refinado.

Como característica concomitante a su persona señalar que formó parte de la Academia de Bellas Artes de esta ciudad y llegó a fundar un periódico bajo el nombre de El Correo de Andalucía.

De su inquietud cultural nos hablan una serie de hechos, que paralelamente a lo ya descrito sobre su inquietud social y religiosa, nos muestran a un hombre apasionado del arte y de la cultura.

Muy significativo de esto que comentamos es:

el impulso que le da a la Biblioteca de La Sociedad de Amigos del País, siendo bibliotecario

su amor al pasado y su inquietud por los restos arqueológicos, que darán lugar a la creación de unos de los Museos más importantes de la época.

la creación de un jardín, que sería abierto a todo el que se interesara, con una gran diversidad de especies así como una estructura paisajística innovadora.

su colaboración e implicación en la educación, ayudando en la creación del Colegio San Manuel, a su cuñada Trinidad Grund. También ayudó en la fundación del Asilo de San Juan de Dios, hoy colegio de La Goleta , obra en la que participó activamente su hermana María del Rosario Loring y en el de La Asunción promovido por su esposa

1

fabrica textil larios

la Aurora

42

casa bevan

manuel agustin  herediahttp://es.wikipedia.org/wiki/Manuel_Agust%C3%ADn_Heredia

hombre de negocios e industrias, senador del reino e influyente personaje, de Manuel Agustín Heredia Martínez se cuenta que prestó apellido a los gitanos de sus ferrerías y talleres.

No es casual que la memoria malagueña, en tantas ocasiones frágil e incluso cicatera en lo que se refiere a reconocer méritos en muchos de sus hijos, tenga para nuestro personaje, todavía, un monumento a su recuerdo

La vida de Manuel Agustín se inicia, por nacimiento, en la localidad riojana de Rabanera de Cameros, pero es en Málaga donde se perfila y proyecta su enorme personalidad desde comienzos del s. XIX hasta que testa en 1846.

Nos hallamos ante la más gigantesca figura empresarial, comercial y política de la época. Ni siquiera el marqués de Salamanca, amo y señor de las finanzas españolas durante un largo periodo, significó para Málaga lo que este avispado camerano huido del hambre de su pueblo para insertarse en la sociedad malagueña.


Lo suyo fue llegar y triunfar. Las tropas napoleónicas ni tampoco el bandolerismo que siguió a la invasión mermaron su espíritu aventurero, siempre dispuesto a la búsqueda de empresas cada vez más difíciles.

Él venció a todo y a todos y, como en otros casos históricos, fueron precisamente la guerra y las dificultades que halló en su paso lo que le empujarían al triunfo personal, primero, e industrial y social, finalmente. De su obra personal apenas quedan rastros. Pero sigue este don Manuel Agustín Heredia Martínez, desde su altar cívico en la avenida malagueña de su nombre, como aguardando impasible y silencioso el segundo alumbramiento del progreso industrial de la ciudad a la que amó.

Cuando aparece la ley de Minas de 1825, que reserva a la Hacienda Pública los grafitos marbellíes, pero que estimula al mismo tiempo la extracción de minerales así como el empleo de aguas de ríos y abastecimiento de leña procedente de los bosques, Heredia crea un año después dos sociedades a las que bautiza con los nombres de El Ángel y La Concepción, a orillas de Río Verde, donde justamente hoy existe la presa del mismo nombre.

Creadas, pues, las sociedades, adquiridos los derechos sobre las extracciones y comprado al irlandés O´Shea el martinete que construyó casi a pie de mina, inicia las actividades de la ferrería. En ella encontraron trabajo cientos de malagueños, entre los cuales se hallaban numerosos que pertenecían a la etnia calé. Leyenda o vera historia, el caso fue que Heredia tuvo que mandar a Inglaterra a no pocos de aquellos gitanos con el fin de que se adiestraran en la laminación del hierro, ya pensando en La Constancia, que fundaría después en la propia Málaga. Pero como ninguno de ellos tenía "papeles", Manuel Agustín los preparó dando a cada uno de ellos su propio apellido, de manera que, todavía hoy, muchos descendientes de los citados "Heredia" afirman ser parientes de don Manuel Agustín.


Aparte de la actividad comercial, prestamista e industrial que caracterizó la actividad de don Manuel Agustín, destacó igualmente su poderío en lo que se refiere a la flota marítima de su propiedad

Cuando él y su mujer testan el 27 de febrero de 1846, y cuando un año más tarde, el 26 de agosto de 1847, se hace el "Inventario valorado de las fincas, buques, efectos del comercio, créditos y demás bienes quedados por la muerte del señor Heredia", anotan los albaceas un capital de 60.447.938 reales y un maravedí de vellón, entre cuyas representaciones figura la fragata "Isabel", los bergantines "Heredia", "Isabel 2ª", "Amalia", "Paquete malagueño", "Henrique", "Manuel", "Monte Carmelo", "Telémaco", "Ricardo", "Thomas", así como el queche "Matilde", el velachero "San Francisco de Paula", la goleta "Pepita" y la chata "Santa Bárbara", entre otras.

Una mancha queda en su palmarés de triunfante hombre de negocios e industrias: la desertización de los montes de Ojén y Marbella por la tala de árboles que utilizó durante años como combustible para las calderas de su complejo industrial en la zona marbellí donde instaló su ferrería.

La Industria Malagueña

JORGE E. LORING Oyarzabal

EN  LA  ESPAÑA  FLORECIENTE DEL  SIGLO  XIX Y CON  EL  DESARROLLO  INDUSTRIAL DE LAS MAQUINAS  SURGEN  EL  SECTOR  TEXTIL DEL  ALGODÓN  , QUE SE CONCENTRA EN  DOS PUNTOS  DE ESPAÑA   COMO  FUERON  "  CATALUÑA   Y  MALAGA".  ESTA  DOS   CIUDADES  RIVALIZAN  POR EL  MONOPOLIO DE LA  INDUSTRIA  TEXTIL POR LO  MENOS  HASTA  LA FAMOSA  CRISIS  DE 1880.

LA  PRIMERA  FABRICA  QUE SE  ABRIÓ FUE  " LA  INDUSTRIA  MALAGUEÑA " S.A. EN  EL  AÑO  1846 POR  INICIATIVA DE   LOS HEREDEROS  DE    " MANUEL  AGUSTIN  HEREDIA  ", AUNQUE  ESTOS  CEDIERON   ,EL CONTROL  DE ELLA  A LOS  LARIOS   , UN  23  DE ABRIL  DE 1847  ANTE EL  ESCRIBANO  "  RUIZ  ROMERO " SE  CONSTITUYE  LA  EMPRESA  SOCIEDAD ANÓNIMA   "  INDUSTRIA  MALAGUEÑA,  INICIÁNDOSE  SU ACTIVIDAD  CON  UN  CAPITAL DE  "  240.000   DUROS "  QUE  SE REPARTIRÍAN  EN     60  ACCIONES      DE  4000   DUROS  .  LA DEJADES  DE LOS HEREDEROS  DE  MANUEL  AGUSTIN  HEREDIA  HACE  QUE UN  AÑO  DESPUÉS  DE SU  INAGURACION  YA LA ESTA DIRIGIENDO    "   MARTIN   LARIOS"  PRÁCTICAMENTE  HASTA  SU  MUERTE. Y  SE  PROPUSO  TENER LA  MEJOR  FABRICA  Y  COMO  LA MEJORES  FABRICAS  ESTABAN  EN  INGLATERRA  , MONTARON  ESTA  FABRICA  TEXTIL  SEGUN  EL  MODELO  INGLES.QUE  CONSISTIA  EN  , MAQUINAS  DE VAPOR,  TELARES  MECANICOS  Y  SELFACTINAS PARA EL  HILADO,  MAQUINAS  DE CARDAR ,  PARA  TODO ESTE  MONTAJE    TIENEN  QUE  TENER BASTANTE  ESPACIO ,POR LO QUE   DESDE SU  FUNDACIÓN " LA  INDUSTRIA MALAGUEÑA "S.A. , LA COMPONÍAN  TRES EDIFICIOS  QUE ERAN  INDEPENDIENTE  PERO  EN  TORNO  A UN  PATIO  CENTRAL.  EL  PROMOTOR  DE TODO  ESTE IMPERIO  FUE  " MARTIN  LARIOS", QUE DESEABA  QUE SU  FABRICA  FUERA LA MAS MODERNA DE  SU  TIEMPO   POR LO  QUE SIEMPRE ESTABA  MODERNIZANDO  LA FABRICA  CON  NUEVAS   MAQUINAS QUE APARECIAN  PARA FACILITAR   LA  LABOR  DE SU  INDUSTRIA  ,  COMO  LA  INTRODUCION EN  1885 DE LOS FAMOSOS  TELARES  "  JACQUARD  PARA LA ELABORACION DE TEJIDOS ESTAMPADO  ,MUY  DEMANDADO EN SU  MOMENTO.

INCLUSO  LLEGARON  A  CREAR  UN  CENTRO  DE EXPERIMENTACIÓN PARA  CRUZAR  SEMILLA DE ALGODÓN,  TODO ESTO  ERA DEBIDO  A  LAS DIFICULTADES  QUE PASABA  EL  SECTOR   TEXTIL  PARA ABASTECERSE DE LA MATERIA  PRIMA  QUE  ALGUNAS  VECES VENIA  DE "  LAS  ANTILLAS". LLEGANDO  A PROPONER UN  RECLAMO  PUBLICITARIO  PARA QUE LOS AGRICULTORES   MALAGUEÑOS   PLANTARAN  Y  CULTIVARAN  ESTA ESPECIE  DE ALGODON  PARA  DE ESA MANERA  ABARATAR  LOS COSTE QUE SUPONIA TRAER LA MATERIA  PRIMA  DE FUERA.  AÑOS  DE GRANDES  BENEFICIO  Y  DE PROSPERIDAD  QUE SE VERÍAN  TRUNCADO  VARIAS  VECES  EN  SUS  CASI  130  AÑOS  DE VIDA, LA  PRIMERA EN  1868  CUANDO  LOS OBREROS  DE LA  FABRICA  SE DECLARAN  EN  HUELGA POR EL  PRECIO  DE LOS SALARIOS, CABE TAMBIEN  DESTACAR QUE ESPAÑA EN  ESE MOMENTO  NO ESTABAN   MUY  BIEN  Y  ERA  MUY  FRAGIL  LA SUBSISTENCIA DEL  PAIS   , DEBIDO  EN  GRAN  PARTE  A LA CRISIS  FINANCIERA,

invernadero la Aurora

3
3

HABLAR  EN  MALAGA   DE  LA  FABRICA  " FERRERIA  LA  CONSTANCIA"  ES  HABLAR  DE  DON  MANUEL  AGUSTIN  HEREDIA  FUNDADOR  DE DICHA  FABRICA  EN  EL  AÑO 1834, AUNQUE  LA FUNDACION  DE  ESTA  FABRICA ES  ALGO  MAS  COMPLEJA  QUE  CUALQUIERA  DE LAS QUE  SE INSTALARAN  EN  LOS  AÑOS  SUCESIVO,  PUES  ESTAMOS  HABLANDO  DE  UNOS  " ALTOS  HORNOS ".  AUNQUE  ESTOS  NO  FUERON   VERDADERAMENTE   LOS  PRIMEROS   ALTOS  HORNOS  QUE  SE INSTALARON  , SI  FUERON  LOS  PRIMEROS EN  MÁLAGA  , PUES SE TIENE  CONSTANCIA DE QUE    "  DON  MANUEL  AGUSTIN  HEREDIA "  EN  SOCIEDAD  CON OTROS   ADINERADO   FORMARON  UNA   SOCIEDAD PARA    MONTAR UNA  FERRERÍA  Y   PODER  SACAR EL  MAYOR  BENEFICIO  PARA  ELLO, POR LO  QUE DECIDIERON  Y  APROVECHANDO   QUE EL  GOBIERNO  LES  DABA  CARTA  LIBRE  PARA EXPLOTAR  LAS MINAS , MONTAR UNA   FERRERÍA  EN   "  LAS  EXPLOTACIÓN  DE UNAS   IMPORTANTES  MINAS DE  MINERAL DE  HIERRO  "  QUE SE ENCONTRABAN  EN   (   MARBELLA ) , PARA   LO  QUE  NO  ESCATIMARON  EN  MEDIOS  ,  NI EN  DINERO  PARA  LLEVARLA  A  CABO , PENSANDO  TAMBIÉN  EN  QUE  LOS  BENEFICIOS SERIAN  GRANDES.  LOS   PRIMEROS  PRODUCTOS   SALIDO  DE ESTA  FERRERÍA  A   LA    QUE PUSIERON  DE NOMBRE "  LA  CONCEPCION "   ERAN  DE UNA  CALIDAD  EXCELENTE  , PERO    DESCUBRIERON  QUE  "  LA   AFINACION  AL  ESTILO  DE  LA  WALONA  "     NO   CONSEGUÍA  SACAR    HIERRO  EN   BASTANTE  CANTIDAD  PARA   QUE LOS  BENEFICIOS  SUPERARA  A LO  INVERTIDO.  VISTO  ESTO  LOS  SOCIOS   QUE  FORMABAN  LA  SOCIEDAD  Y  DON  MANUEL  ESTABAN  MUY   DESCONTENTO  Y  PENSARON  EN  ABANDONARLO  TODO , PERO  COMO    TODO EN  LA  VIDA  , SIEMPRE  HAY ALGUIEN  QUE   CREE  EN LAS  POSIBILIDADES  DE  OTROS    SISTEMAS   PARA  PRODUCIR  MAS , AUNQUE  TENGA  QUE   INVERTIR   MUCHOS  MAS  CAPITAL .  ESTO  FUE  POSIBLE  GRACIAS   AL  "  SISTEMA   DE  AFINACION  A  LA  INGLESA " ,  ESTE  SISTEMA  ESTABA  DANDO  MUCHO  MAS  BENEFICIOS  EN  LOS  PAÍSES  QUE  ESTABAN  IMPLANTADO ,  POR LO  QUE   YA  NO    HABÍA  MARCHA  ATRAS   Y   FUE ESTE  EL  MOMENTO  EN  QUE DECIDIERON   QUE  HABIA  QUE  PROBARLO  Y  SEGUIR  PARA  ADELANTE.    COMENZAR  EL  MONTAJE  DE LA  FABRICA   " LA  CONSTANCIA "  ERA  TAREA    MUY  COMPLICADA  PUES   SE DIERON  CUENTA  QUE   EL  CARBÓN  Y  EL   HIERRO  QUE    ERA   LA   MATERIA  PRIMA  DE LA FABRICA  NECESITABA  VENIR  DE LEJOS Y  QUE EL  TRASLADO    HASTA  LA  FABRICA  DEBERÍA  SER EL  MÍNIMO  ,  POR  ESO  OPTARON  QUE  ESTUVIERA   CERCA   DEL  MAR  Y  FUERA  DE LA  CIUDAD  PARA  QUE  NADA  AFECTARA  A LA  POBLACIÓN.

Las dificultades del sector Textil a finales del XIX

A partir de 1880 el sector se enfrentó a una crisis que se prolongó hasta 1913. Dicha crisis se relaciona con la dependencia del sector del mantenimiento de una política proteccionista de reserva del mercado interior. En los años 80 España firmó sendos tratados comerciales con Francia (1882) y Gran Bretaña (1886), que reducían los aranceles con los que las manufacturas de estos países entraban en España, a cambio de facilitar las exportaciones agrarias españolas a esos países.
Los fabricantes nacionales intentaron paliar la situación consiguiendo del gobierno ventajas en los mercados antillanos. Tras la pérdida de los últimos enclaves coloniales, en 1898 los textiles españoles pudieron mantener por algún tiempo sus posiciones debido a la baja cotización de la peseta. Pero a partir de 1904 la decadencia fue imparable. El principal problema fue la pobreza del mercado interior.

En 1826, Manuel Agustín Heredia, empresario andaluz, decide poner en explotación los yacimientos de hierro magnético de Ojén, próximos a Marbella. Se propuso instalar una fábrica siderúrgica aplicando técnicas inglesas. Para ello se construiría una planta de laminado en Málaga con hornos de hulla. El mineral procedería de Asturias e Inglaterra. Las fábricas creadas llevarían la denominación de La Concepción y La Constancia.

El estallido de la primera guerra carlista en 1833 supuso la paralización de las forjas del norte. Esto supuso una excelente oportunidad para el desarrollo de la siderurgia andaluza.

EL BANCO DE MALAGA

La minería del hierro y el Carbón

La siderurgia - Los Altos Hornos

Mapa industrial ubicacion

BOTANICA

El Parque, la concepcion

Los ferrocarriles andaluces

Manuel Agustín Heredia Martínez

Amanda Heredia

y Jorge Loring

exposición PROVINCIAL 1862

que visitó Isabel II

Máquina calórica de Erikson

Morro levante 1839

ferreria La concepcion Marbella

La Industria Textil

3
2
2
3

La industria de la Uva

Y frutos secos

Ojen Mina de Hierro

Hotel Niza

Fabrica Textil Industria malagueña

operarias hiladoras

Fabrica Textil Industria malagueña

misa

Hay un «panorama andaluz» de la industrialización textil, en el que Málaga, en especial, en el sector algodonero, juega un papel estelar:

«... en suelo andaluz llegaron a localizarse a partir del segundo tercio del siglo XIX, todas las formas empresariales que caracterizaron al conjunto textil español durante la industrialización: desde la implantación de un importante foco algodonero -que se convirtió en el segundo del país-, a la transformación al sistema fabril de la industria de la lana -Antequera, ejemplo equiparable a Béjar o Alcoy-, pasando por iniciativas de diversa importancia y trayectoria -esfuerzos de mecanización del lino y la seda en Sevilla y Cádiz-, para concluir con la permanencia de diversos núcleos de industria dispersa, con una producción más o menos comercializable. Todo ello [...l con unos factores de producción y consumo insuficientes e inadecuados a las necesidades de una industria de este tipo. De ahí que [...] cuando a comienzos de los ochenta al agotamiento de la demanda se unieron la depresión agraria, la mayor agresividad catalana [...ly de nuevo la competencia exterior, todos los subsectores textiles localizados en la región acusaron la crisis [...l. A la postre, la industrialización andaluza no representó la palanca capaz de acelerar la transformación de una sociedad agraria en otra capitalista» 18.

El proceso que la larga cita diseña, vale perfectamente para el caso malagueño y, en concreto, para sus textiles. En Málaga, al contrario que en Cataluña, no existió tampoco continuidad entre los intentos algodoneros de fines del XVIII, que alguno hubo, y los que irrumpen a partir de los cuarenta del siglo XIX, No hay, pues, culminación de un estado artesanal previo. Subsistirá, en paralelo con la «modernidad» algodonera, una manufactura básicamente artesana, normalmente dispersa en pueblos de la provincia, de tejidos tradicionales (particularmente, lana). El algodón aparecerá en Málaga, como industria «moderna», concentrado en' un corto número de importantes empresas, creadas en una coyuntura favorable, con capitales ligados al comercio. La acumulación de origen comercial, también en este caso, vino a ser punto de partida de la industrialización malagueña.

Uno de los últimos proyectos de M. A. Heredia, fue el de una fábrica de hilados y tejidos de algodón, lino y cáñamo, Materializado en el otoño de 1846, con la ayuda de los hermanos Pablo y Martín Larios, se formalizó, muerto ya M, A, Heredia, el 23 de abril de 1847, naciendo así «Industria Malagueña, S.A.», constituida por los hermanos Larios y los sucesores de M, A, Heredia 19. Se establecían dos fábricas, «cada una con su máquina de vapor de la fuerza de cuarenta caballos», una de ellas de hilados y tejidos de algodón y la otra para tejer telas de lino y cáñamo; el algodón se traía en tres barcos propios y el lino y el cáñamo llegaban, ya hilados, desde Dundee

Se configuraba así el complejo Marbella-Málaga, desde el que se desarrolló una expansión que, por el este, llegó hasta Almería, y por el oeste, hasta Huelva, y en el que Sevilla ocupó lugar importante, A partir de este «eje malagueño» se produjo el crecimiento de la industria férrica que, hasta el quinquenio 1861-1865, mantuvo la primacía en España 16. «Las estadísticas de producción disponibles ratifican treinta años de hegemonía andaluza: en 1844, Marbella, con 7,829 toneladas, y Pedroso, con 1.368, aportaron el 85,5 por 100 de todo el hierro colado español; en 1856, 4,811 y 1,890 toneladas sobre un total de 15.227, o sea el44 por 100; en 1851, 17,051 Y 1.981 sobre 34,532, esto es el 55 por 100, Luego, las cifras malagueñas, determinantes hasta entonces, iniciaron un descenso rapidísimo, hasta legar a cero en 1885, tras el cierre de la factoría «La Concepción» [...l.

Durante otros tres años, hasta el ejercicio 1890-1891, prosiguió la obtención de hierro dulce en el otro establecimiento de Heredia, "La Constancia", mediante el afino de lingote traído ahora de Vizcaya, Después, nada» 17, En 1862, había cerrado «El Ángel»; en 1884, lo hizo «La Concepción»; en 1891, «La Constancia», Por su parte, «El Pedroso», de Sevilla, en 1888. En todos los casos -con excepción de «El Ángel», que desapareció antes-, 1865 había marcado el límite. Así en la década 1860- 1870 se pasa de la plenitud a la crisis, comenzando en el segundo quinquenio la desindustrialización siderúrgica malagueña y andaluza en general.

En esta perspectiva, 1860-1861 constituye una coyuntura expansiva, eufórica y esperanzada (aunque el descenso del número de operarios de «El Ángel» a 250 es ya señal de sus problemas, que le harán cerrar en 1862). Nada parece indicar que es el tramo final de una expansión, que casi de inmediato, a partir de 1865, flexionara hacia la depresión

Junto a los dos' subsectores analizados -siderurgia y textil algodonero-, había en Málaga otras empresas, exponentes de la modernidad industrial de la capital en el comienzo de los sesenta. Cabe referirse a la fábrica de abanicos de don Francisco Mitjana, nacida en 1825 y ampliada en 1830 a la producción de litografías y envases para pasas,

Por otra parte, a la de productos químicos, fundada también por Heredia, pieza necesaria en una estructura industrial «moderna», Por último, a la empresa azucarera,

muestra de la fuerte presencia de este subsector en la provincia 28. Otras más había -y baste recorrer las páginas de las Guías de la ciudad para comprobarlo-, aunque en la mayoría de los casos eran más manufacturas artesanas, que factorías industriales. Es de señalar, porque es el punto final de lo que fue una secular y rica producción, la mortecina industria sedera, con unos 45 ó 50 telares en Málaga hacia 186029,

En suma, Málaga se presenta como un complejo mundo fabril, en un momento histórico de plenitud, Está viviendo, en este 1860-61, la cresta del crecimiento que cubre el segundo tercio del XIX. La década de los sesenta

culmina, así, un proceso de expansión y, a la vez, abre el camino a otro de depresión, que mostrará sus primeros perfiles en los últimos años del decenio. ¿Qué ocurre para que así sea? Varios elementos se combinan y entremezclan. De un lado, la crisis general española finisecular; de otro, los múltiples problemas estructurales internos de la economía malagueña -y andaluza-, agudizados por la depresión de los ochenta y noventa;

en tercer lugar, las dificultades para la financiación de las empresas, su progresiva descapitalización, con todos sus corolarios; y, finalmente, el afianzamiento de sus competidores industriales (vascos en la metalurgia; catalanes en el algodón). Éstos fueron, entre otros menos significativos, los factores que dieron lugar al complejo y debatido proceso de desindustrialización malagueña; los que, del orto de mediados de siglo -ese esplendor que el texto aquí recogido refleja-, condujeron al ocaso con el que éste se cierra.

Litografía Fausto Muñoz Madueño/Herederos de F. Muñoz

Litografía: Fausto Muñoz. Málaga.
Empresa: Federico Varela & Cª. Málaga.

Litografía: Herederos de Fausto Muñoz. Málaga.
Empresa: Bernardo González.

Litografía: Pérez y Berrocal.

Litografía: Federico Berrocal. Empresa: Cayetano del Pino.

Litografía: R. Párraga. Málaga. Exportador: Cayetano del Pino y Cª

Cartel para caja de pasas. Autor: Anónimo. Litografía: Francisco Mitjana

Litografía: Fáb. de Doblas y Fuertes.
Exportador: Wunderlich & Pries

Empresa exportadora de frutos J. Vázquez Palma.
Litografía Ramírez y García

cartel de caja de pasas. Litografía: R. Alcalá.

6

La Industria Turistica

Hotel Alfonso XIII

Hotel Reina Victoria

Hotel Roma

En 1833 el mismo Heredia levantó en Málaga, en las playas del Carmen, la ferrería «La Constancia», por el sistema de afinación a la inglesa, trayendo para ello maquinaria y operarios ingleses 11. Las razones qu'e le movieron a ello fueron, de un lado, la necesidad de conseguir fletes menos caros y de eliminar arrastres; de otro, el deseo de controlar mejor el negocio y la mayor disponibilidad en Málaga de mano de obra.

Quedó la fabricación, pues, dividida en dos partes: en Marbella, la fundición del mineral en hornos altos para obtener hierro colado; en Málaga, el moldeo del hierro fundido, la afinación, forjado, recalentado y pasado por los cilindros, obteniendo hierro dulce, útil para todos los usos 12.

En la década de los treinta, el fracaso en la formación de una sociedad mixta hispanobelga, para constituir un complejo con el hierro vizcaíno y el carbón asturiano, más el estallido de la guerra carlista, que paralizó la actividad de las forjas tradicionales de las zonas pirenáica y cantábrica, hicieron posible la expansión de las fábricas malagueñas, y hacia 1840, Heredia era, al decir de Nadal, no sólo «el más importante ferretero español» sino también «el más destacado empresario de la península» 13. A mediados de los cuarenta en «La Constancia» trabajaban unos 2.500 operarios y había seis máquinas de vapor y tres ruedas hidráulicas; se consumían anualmente unos 400.000 Qm. de carbón y abundante cantidad de materias primas, generando una producción que se vendía en España y también en el extranjero 14.

En 1841, Juan Giró, del comercio de Málaga, creo la ferrería «El Ángel», a imitación de Heredia, y adoptando sus mismos sistemas de fabricación: tres altos hornos de carbón vegetal en Marbella para la fundición y obtención de hierro colado (con una producción aproximada de 100.000 Qm. anuales)

Fabrica de Abanicos Mitjana

despues Litográficas  Capuchinos

43
44
44
43

Antonio Cánovas del Castillo

1900-1950

Sus negocios mas conocidos comenzaron con el arrendamiento del Estanco de la Sal, al Estado, por cinco años, ofreciendo el doble de lo que hasta entonces había producido, consiguiendo, no obstante la increíble cantidad de trescientos millones de reales. En los inicios del capitalismo salvaje, este revolucionario venido a menos se movió con extraordinaria soltura. Hizo inmensos negocios pero a la vez también se arruino en mas de una ocasión. En la banca, sin embargo, no fue muy afortunado. En enero de 1844 participó en la creación del Banco de Isabel II cuya situación fue de mal en peor hasta producirse su desaparición. Como empresario sus negocios principales fueron los relacionados con los ferrocarriles y la construcción.

manuel agustin  herediahttp://es.wikipedia.org/wiki/Manuel_Agust%C3%ADn_Heredia

Abanico de Mitjana

La Industria Litográfica